La mamografía

Fue la primera vez que tuve contacto directo con una enfermedad tan terrible como el cáncer. La hermana de mi madre padeció cáncer de mama y lo superó, pero el proceso fue muy duro para su marido e hijos y también para el resto de la familia. Además, le afectó siendo muy joven, solo con 43 años con lo que nos cogió a todos de sorpresa.

Si lo miro por el lado positivo, me sirvió, como hombre, para conocer más de cerca el drama que padecen muchas mujeres con el carcinoma da mama, una enfermedad que, por suerte, cada vez está mejor tratado y cuya detección es más sencilla que hace unas décadas.

Tengo que decir que yo siempre he preferido vivir un poco de espaldas a al mundo de las enfermedades, supongo que como le pasa a muchas otras personas. Recuerdo que hace un tiempo cayó en mis manos en el metro un periódico especializado en medicina, dirigido a profesionales. Suele gustarme leer esta clase de publicaciones muy especializadas dentro de un sector concreto por pura diversión porque me hace alejarme de mi profesión. Pero con este periódico sucedió algo curioso: a la tercera página lo volví a dejar donde estaba porque no podía seguir leyendo sobre tantas enfermedades diferentes, algunas de las cuales ni siquiera conocía de su existencia. Pero aunque quieras vivir aislado, tarde o temprano te toca de cerca alguna enfermedad: es ley de vida.

En el caso de mi tía todo empezó con  una mamografía. Ella siempre ha dicho que ha tenido suerte, porque en su época no se recomendaba hacer este tipo de prueba de detección de carcinoma da mama para mujeres en su franja de edad. Pero ella quiso empezar a hacérsela anualmente desde los 40 años y fue clave para una detección temprana del problema.

Una vez que se lo diagnosticaron siguió el tratamiento establecido y se recuperó, pero en las primeras semanas fue todo un drama para la familia. Y como digo, tras varios años de aquello, a mí me sirvió para tener más experiencia con estos problemas tan delicados.

Qué es y en qué consiste una liposucción

Nuestra imagen personal es algo que siempre nos preocupa a todos. En ocasiones, sin importar el esfuerzo que se realice, con dietas o ejercicios, hay zonas de nuestro cuerpo que se resisten a adelgazar.

 

Por lo que en ese caso podríamos considerar un procedimiento un poco más drástico para mejorar, como es la liposucción.

 

La liposucción es un método de la medicina estética en el que se realiza la extracción de grasa del cuerpo de zonas específicas como abdomen, piernas, glúteos; a través de cánulas que es introducen en pequeños orificios. Este procedimiento pretende el modelado del cuerpo del paciente.

 

Como toda intervención quirúrgica, la liposucción requiere de una evaluación previa del estado de salud del paciente, así como de las condiciones higiénicas más óptimas de un quirófano. Para este procedimiento, es necesario que el paciente sea anestesiado y el especialista es quien decidirá si el paciente deberá quedar en observación y por cuánto tiempo.

 

Posteriormente, el paciente deberá tener reposo durante un tiempo que oscila entre dos a cuatro semanas, para una buena recuperación. Así mismo, el especialista le hará las recomendaciones correspondientes para mantener un óptimo estado de salud después de la operación.

 

Sin embargo, se considera que este tipo de operaciones son considerablemente invasivas y pueden tener riesgos; así que han surgido variables a los métodos más tradicionales, por ejemplo la liposucción sin anestesia general.

 

A este procedimiento se le denomina vaser lipo, y no requiere de anestesia general sino solo local. Este método es mucho menos invasivo, su recuperación es más rápida y los riesgos de complicaciones son mucho menores; pero al mismo tiempo, sólo puede extraer un total de 500 centímetros cúbicos de grasa.

 

También existe otro método, sin anestesia general: liposucción tumescente; la cual consiste en inyectar en el área a ser tratada una gran cantidad de líquido con lidocaína y epidefrina. La grasa se endurece y es posible extraerla con menos esfuerzo y poco sangrado. Este tipo de liposucción tiene menos riesgos y el tiempo para la recuperación es menor. Sin embargo, como toda cirugía tiene también sus riesgos, es importante que lo tengas en cuenta.

El carrito del niño

Atención padres inexpertos: una de las compras más importantes que tenéis que hacer antes de que nazca el bebé es el carrito. Es verdad que en los meses previos a que llegue la criatura es todo un estrés de compras y uno llega a preguntarse si el bebé viene acompañado por un regimiento de niños, pero al final no es para tanto. Aunque no es el momento más propicio para el sentido común, los padres deben imponer un poco de moderación, sobre todo si sois una familia muy numerosa.

Todo el mundo quiere comprar de todo, y si no hay una cierta organización se empiezan a duplicar las cosas. El bebé necesita lo que necesita, ni más ni menos. Te puedo asegurar que  de la ropita para las primeras semanas, un montón va a quedar sin usar, porque los bebés crecen muy rápido… parece mentira que las abuelas hayan tenido hijos.

Pero hay una compra que sí merece toda vuestra atención. Lo primero que os recomiendo es que estéis atentos a las Ofertas artículos de paseo para bebés que siempre se pueden encontrar cosas interesantes. Por otro lado, el carrito es de esas compras en las que sí es válida la frase ‘lo barato sale caro’. Ten en cuenta la cantidad de tiempo que tu bebé va a usar el carro. Los bebés necesitan salir a tomar el aire, todos los días si puede ser. Si además eres un usuario muy habitual del coche, necesitarás montar y desmontar el carro cada dos por tres.

Si no tienes mucho presupuesto disponible yo recomiendo ahorrar dinero con ropa y complementos más o menos inútiles e invertir más en productos de uso continuo como el carro. En cuanto a las marcas, no quiero entrar en si una es mejor que otra. Lo que debéis hacer es probar en las tiendas sin ningún rubor: montar y desmontar, caminar con él, etc.

Cada cierto tiempo, podemos encontrar Ofertas artículos de paseo para bebés en las tiendas, así que nos podremos ahorrar un buen dinero si estamos con los ojos abiertos. Pero recuerda que el carro es un elemento clave en los primeros tiempos (un buen carro puede dar uso durante tres años), así que piénsalo bien antes de comprar.

Envidia insana

A veces pienso que, a nivel social, vivir en una urbanización es como vivir en un camping. En el sitio en el que vivo actualmente buena parte de las familias hacen vida hacia dentro de la urbanización, igual que sucede en el camping. De hecho, los espacios comunes de la urbanización tienen ese sentido, ¿no? Me refiero a la piscina, el parque, el gimnasio, la sala de reuniones, etc.  

Si la urbanización no es muy grande, como es el caso de la que vivo en la actualidad, todo el mundo termina conociéndose… igual que un camping. Aunque los campings son, por lo general, la antítesis del glamour, a final resulta que tienen más en común con las ‘urbas’. Y como en todos los campings, aquí también surgen tensiones, envidias y choques dialecticos… ¡qué aburrimiento!

Dos vecinos han chocado en repetidas ocasiones por el uso de sus terrazas. Han iniciado una especie de guerra fría que amenaza con calentarse con el paso de los meses. Teóricamente se debe a que uno de ellos colocó lonas a medida para tapar la terraza en caso de inclemencias del tiempo, pero eso no estaba permitido según el reglamento de la urbanización o algo así… El caso es que el vecino en cuestión no lo ha quitado todavía, así que el otro ha contraatacado colocando una televisión e invitando a los amigos para ver los espectáculos deportivos… Y si molesta al otro con el ruido, pues molesta…

En el fondo de todo ello no están ni las lonas a medida a ni la televisión (creo que, además, uno es del Real Madrid y el otro del Atlético, ¡menudo percal!), el problema real es, simple y llanamente la envidia, la envidia que tiene su origen en el contacto excesivo entre vecinos en este tipo de entornos…

Estas mismas tensiones las he visto tantas veces en pueblos, por unas lindes no muy bien definidas o en los mencionados campings, hasta por la belleza de los rosales del vecino… Pero hasta yo que no quiero meterme en nada de esto me he enterado todo… porque me lo ha contado el vecino. Aquí no hay quien viva…

Naves industriales con suelos de hormigón

La construcción de naves industriales suele estar protagonizada por elementos de panel de sándwich, estructuras de hierro y suelos de hormigón. El hormigón impreso es el elemento más utilizado para los suelos porque presenta un buen aspecto, es muy resistente y resulta muy fácil de limpiar.

Tan fácil que en algunos casos es suficiente con usar una manguera y un cepillo, pudiendo así retirar manchas de materiales que son difíciles de eliminar en otros tipos de suelos. También se pueden usar máquinas de limpieza si el espacio así lo justifica.

Aunque se asocia el hormigón a los suelos más bastos, lo cierto es que el hormigón impreso puede tener terminaciones tan exquisitas que incluso se utilizan para jardines y para el interior de las viviendas, siendo uno de los materiales de moda en la actualidad.

Las naves son suelos de hormigón están muy solicitadas en el alquiler naves industriales por todas sus ventajas, pero sobre todo porque aguanta muchos años sin tener que realizarse reparaciones en el material y a la hora de mantenerlo en buen estado y con la mejor apariencia, no es necesario invertir demasiado dinero.

Los suelos de hormigón son suficientemente buenos tanto si se quiere montar un taller en la nave industrial como si se desea montar un supermercado abierto al público. En cualquiera de los dos casos, se verá apropiado y se puede establecer un dibujo que lo haga atractivo incluso.

Cuando se encarga la construcción de una nave, sea para uso propio o sea para alquilar a terceros y obtener un rendimiento económico, el hormigón es una fantástica inversión porque no supone mucho dinero y se consigue un buen resultado.

También se utiliza el hormigón impreso para los alrededores de la nave, en las zonas en las que se puede acumular mercancía o en los caminos de acceso desde la carretera hasta la puerta de la nave, especialmente si son accesos a pie porque además de atractivos son cómodos e impiden que haya que caminar por terrenos que puedan estar embarrados o resbaladizos.

Los dibujos del hormigón ayudan a drenar el agua e impiden que se pueda patinar en ellos, facilitando el tránsito. Sobre los suelos de hormigón se pueden realizar construcciones de todo tipo, incluidas las paredes medianeras para realizar divisiones interiores en las naves. Incluso es posible agujerearlos para colocar tornillería cuando se colocan paneles que crean oficinas o espacios de trabajo individualizados.

APRENDER A VIVIR SIN TANTA TECNOLOGÍA

Es increíble la cantidad de cosas que podemos hacer hoy en día con nuestros teléfonos móviles, podemos encontrar aplicaciones para casi cualquier cosa hasta ya hay aplicaciones como evo banco online en la que puedes tener tu banco en tu propio teléfono móvil, pero aunque parezca que estas aplicaciones nos benefician, creo que lo único que consiguen es que las personas ya no tienen el mismo trato que tenían hace tiempo.

Las personas no interactúan de la misma manera, se pasan el día enganchados a sus teléfonos móviles como si se les fuese la vida en ello y la verdad es que se están perdiendo muchas cosas. La gente que se pasa el día enganchado al móvil me da un poco de pena, más que nada porque creen equivocadamente que son más modernos por estar todo el día conectado a internet. Todo se puede compaginar en una medida más equitativa, hay que limitar el uso de los teléfonos móviles en ciertos ámbitos, por ejemplo cuando quedas con los amigos, veo a grupos de amigos que no se hablan directamente si no es por medio sus teléfonos móviles y eso es cada vez más frecuente y cada vez a edades más tempranas.

 

El otro día fui a casa de un amigo de la infancia y cada una de sus dos hijas que no pasa de los siete años la mayor, cada una con su propia tablet y si intentabas solamente tocarles las tablets te montaban un cristo con gritos y lloros que no era normal. Primero, los niños no deberían de tener nada de tecnología que sea propia de ellos, y los padres también tienen que darse cuenta de que no les hace ningún bien a sus hijos estar todo el día embobado viendo a la pantalla, para los padres es muy cómodo porque así no tienen que aguantar a sus hijos, pero no es la solución, hay que dejar que usen esos aparatos en su justa medida y no cuando ellos quieran, por mucho que lloren o protesten hay que ponerse serios o buscar otra cosa con la que se entretengan.

Tu primer seguro, el del móvil

A lo largo de la vida son muchos los seguros que se acaban contratando para poder garantizar nuestra vida tranquila y cubrir muchos de los riesgos que existen, al menos en el grado en que esto sea posible. Contratamos un seguro para el hogar, para que en caso de que dañemos propiedades ajenas o resulten dañadas las nuestras podamos realizar las reparaciones sin otros gastos. Contratamos seguros para los vehículos para cubrir los daños que podamos causar a terceros en accidentes, así como para cubrir los daños propios si así lo deseamos. Y también seguros de salud, seguros de responsabilidad civil y los seguros de vida, que no nos garantizan que no vayamos a morir, pero que al menos dejan a las personas que queremos en una buena situación económica.

Uno de los primeros seguros que seguramente tendrán los chicos que son hoy adolescentes o jóvenes será el de su teléfono móvil. Muchos chicos tienen teléfonos de última generación que les han regalado sus familiares o que se han comprado con sus primeros sueldos trabajando en verano mientras estudian. Son teléfonos muy caros y ellos no suelen tener grandes ingresos, por lo que contratar un seguro es la opción más inteligente. Cuando lo compran a través de una compañía de teléfonos suelen comprarlo con un seguro que se incluyen en el pago mensual que se realiza por el terminal. Pero también se debe de asegurar telefono movil libre si se ha comprado en una tienda sin tener nada que ver con la compañía. Existen muchas aseguradoras que ofrecen muy buenos precios y diferentes tipos de seguros.

Estos seguros cubren problemas tan frecuentes con la ruptura de la pantalla del teléfono, una de las causas por las que más personas tienen que acudir a las tiendas de reparaciones. Cuanto más nuevo y más tecnológico es el teléfono sucede también que más cara es la pantalla. Por eso, muchos optan por lo cambiarla y estar con ella rota corriendo el riesgo de que se acaben dañando otras partes del teléfono o incluso que sea mucho más sencillo que pueda entrar agua en el interior. Esto cuando es posible usarlo, ya que muchas veces, al romper la pantalla el teléfono deja de funcionar. Un buen seguro cubrirá este problema y se podrá cambiar la pantalla rota por otra nueva e intacta sin ningún problema y de una manera muy rápida.

LA ISLA NO ES SIEMPRE LA SOLUCIÓN

No sé si alguna vez habéis visto alguna vez en televisión el programa de los hermanos Scott en el que hacen reformas en la casa de alguna pareja para poder venderlas y así poder comprar otras casas más caras y mejores, aunque no siempre están en los barrios que los propietarios quieren o que les gustaría vivir.

 

Lo que principalmente hacen en sus rehabilitaciones es hacer una reforma cocina que por norma general es la estancia de la casa que más necesita de una reforma, aunque siempre hacen los mismos diseños en todas las casas que reforman, debe de estar de moda esas distribuciones que hacen siempre en sus programas. Para ellos lo más importante es poner una isla en el centro de la cocina para así tener más espacio donde poder cocinar con más comodidad. Los azulejos que colocan en las àredes de la cocina también me dan la impresión de que siempre son o los mismos o unos del mismo estilo, además a veces llevan a sus clientes para escoger los materiales que van a usar y casi nunca les dejan coger lo que les gustan, casi les obligan a escoger los que les gustan a los hermanos.

 

Otra de las cosas que hacen siempre es dividir las casas grandes en dos apartamentos, lo que es bueno para que la pareja para la que están haciendo la reforma y puedan tener así unos ingresos extra que seguro que les harán falta llegado el momento.

 

Pero este no es el único programa en el cual hacen reformas para o bien vender su casa para cambiarse a otra o para poder vivir en la casa que habían soñado, pero al final casi todos los programas hacen los mismo, la isla en la cocina y ampliar las zonas de almacenaje de la casa, algo que se solucionaría si tirasen la mitad de  las cosas que tienen, ya que la mayoría de las cosas que se ven solo sirven para ocupar sitio, pero ya sabemos cómo son los americanos y como les gusta gastar a lo loco aunque no necesiten lo que compran.

¿Es lo mismo una olla programable que una olla rápida?

Muchas personas piensan que una olla programable es lo mismo que una olla rápida eléctrica, pero no tiene por qué ser así. Hay muchos tipos de ollas que se pueden programar y que tienen funciones muy distintas. Vamos a conocerlas un poco mejor.

-Ollas programables rápidas. Son como una olla exprés de toda la vida, pero que en lugar de ponerse al fuego es eléctrica y puede programarse. Se cierra al estilo de la olla exprés pero tiene la ventaja de que la puedes dejar con la comida en el interior y el programa y al llegar a casa tendrás la comida lista y recién preparada.

-Ollas programables no rápidas. Son ollas que se pueden programar pero que cocina de manera convencional. Son eléctricas y al igual que las anteriores, dejas la comida en su interior y las programas para que esté lista a una hora en concreto. Pero en lugar de preparar la comida en un tiempo record la hacen a fuego lento o fuego medio, dependiendo de lo que sea. Para muchas personas este es el mejor sabor para la comida, ya que permite que se pueda saborear un pollo hecho en su propio jugo, muy bien cocinado pero no tan deshecho como en una olla rápida.

-Ollas que también fríen. Algunas ollas de este tipo también pueden freír si se les añade aceite, aunque no es conveniente dejarlas programadas para esta función. Se usa la misma cubeta que para asar o para preparar platos de cuchara, pero con una rejilla especial para fritos. En algunos casos tiene la ventaja de que necesita mucho menos aceite que una freidora convencional. Existe alguna olla de este tipo que realiza los fritos sin aceite, pero este tipo de aparatos son más bien exclusivos para fritos sin aceite que pueden tener funciones adicionales que resultan más bien auxiliares.

-Ollas programables con múltiples programas. Existen ollas programables que tienen diferentes funciones, se pueden usar como ollas convencionales pero también funcionan como panificadoras, pueden servir para hacer pasteles e incluso realizan masas. Son más caras pero para quienes le dan gran uso en la cocina resultan ideales.

Son muchas las alternativas que hay en el comercio para las ollas programables, sean rápidas o sean convencionales. Por eso, antes de decidirse por un modelo hay que ver todas las posibilidades y comprar la que mejor resulte.

HAY QUE SABER ESCOGER EL DESTINO

Por lo que veo en la gente, les gusta mucho viajar pero mi opinión de viajar no es la misma que la del resto de la gente. Hay mucha gente que incluso les da igual el destino con tal de viajar. Yo para tener ganas de viajar el destino tiene que ser un destino de playa, sino no viajo, viajar a países en el que ponerse enfermo es más fácil que respirar no es la clase de viaje que nadie quiere, pero la gente los sigue haciendo. Además soy bastante raro a la hora de comer, y solo iría a sitios donde se me asegurase que iba a poder comer con normalidad, nada de aventurarse a comer cosas raras.

 

Tengo un par de amigos que acaban de volver de sus vacaciones y se fueron de viaje a Vietnam y a Camboya y seguro que a ellos les gustó el viaje, pero yo no soy tan abierto como ellos para aventurarme a un país tan lejano donde no sé lo que me voy a encontrar.

Es como la gente que se va de viaje a un destino peligroso y al final les pasa lo que tenía que pasar, o les pasa algo o les secuestran o cosas así. Eso a mí nunca me pasará, si veo que hay un atisbo de peligro hacia mi persona prefiero no viajar, no veo necesidad de poner mi vida en peligro tontamente.

 

De los viajes el mejor momento suele ser a la hora de los desayunos en los hoteles en los que puedes comer lo que más te pueda apetecer, puedes comer bollería, zumos, fruta o café solo o con leche según como sean tus gustos.

 

El destino que se escoja para hacer un viaje tiene que estar muy bien pensado, para no verte envuelto en cualquier clase de problemas que no te esperabas, así que antes de viajar infórmate bien para que no haya ninguna clase de problemas. Además hay que recordar que los mejores viajes son los que haces con los amigos, y no con la familia como casi todo el mundo cree, ya que con los amigos no discutes y con la familia si.